Cardiol - cápsulas para normalizar la presión arterial

Cardiol Es un suplemento dietético en forma de cápsulas diseñado para reducir la presión arterial. Al tener una composición a base de hierbas, este producto ayuda a normalizar la presión arterial y supera la medicina conocida ...
Obzoroff - revista médica internacional

Una revisión de medicamentos para tratar la hipertensión y normalizar la presión arterial. La hipertensión ocurre en personas de todos los grupos de edad. La patología es crónica, por lo tanto, requiere tratamiento sistemático y alivio de los síntomas. El medicamento correcto es la clave del bienestar.
Entre los principales provocadores de la patología, se llama el estrés y el estilo de vida incorrecto. Fumar adicción al abuso de alcohol a la sal provoca presión arterial alta. También es un problema concomitante con aterosclerosis y problemas con el sistema cardiovascular. Hay 3 formas de hipertensión:
• luz (INFIERNO 140-159 / 90-99 mm Hg;
• moderado (INFIERNO 160-179 / 100-109 mm RT. Art.);
• grave (presión arterial 180/110 mm Hg).
Los síntomas se reducen a dolores de cabeza frecuentes, tinnitus. También se producen mareos y náuseas, y a menudo se producen palpitaciones. En casos severos, la tensión interna y los mosquitos aparecen frente a los ojos. La selección de medicamentos es puramente individual. La terapia debe ser integral. El primer grupo de medicamentos destinados a reducir la presión arterial. El segundo incluye vasodilatadores y diuréticos. También se requieren medicamentos sedantes, ya que la hipertensión a menudo aumenta debido al estrés emocional.
La hipertensión se establece si la presión arterial alcanza sistemáticamente 140-150 / 90 mm. Hg. Art. Los médicos recomiendan ajustar la dieta y la rutina diaria. Pero para un resultado estable, esto debe combinarse con la medicina conservadora.
El terapeuta prescribe medicamentos después de un examen exhaustivo y pruebas de laboratorio. No se recomienda automedicarse y cambiar independientemente la dosis de los medicamentos. Cada herramienta afecta de cierta manera la condición de los órganos internos, por lo tanto, las prescripciones del médico y el cumplimiento de las instrucciones son necesarias.
En el mercado farmacéutico existe una gran variedad de medicamentos contra la hipertensión arterial. Los inhibidores de la ECA se consideran los más populares. Ayudan:
• detener el desarrollo de hipertensión;
• normalizar la presión arterial ya alta;
• eliminar los síntomas de insuficiencia cardíaca;
• prevenir complicaciones en el trabajo del corazón y los vasos sanguíneos.
Los bloqueadores de los receptores de angiotensina también se prescriben. De las drogas de este grupo, el síndrome de abstinencia no ocurre. Con hipertensión, se deben tomar adrenobloqueantes, diuréticos, antagonistas del calcio y receptores de imidazolina. Los agentes hipertensivos reducen el volumen de sangre circulante y contienen vasoconstrictores. Otro beneficio es la mejora del flujo venoso. Se requiere una lista tan extensa de medicamentos, ya que es necesario no solo para normalizar la presión arterial, sino también para eliminar la causa del problema. Algunas tabletas comienzan a actuar de inmediato, pero tienen un efecto a corto plazo. Se recomienda combinar diferentes tipos de drogas. Los síntomas deben eliminarse, mientras se minimiza el riesgo de recaída. La composición de los medicamentos puede ser homeopática o incluir componentes potentes.